Skip to main content
Las conexiones que no vemos

Las conexiones que no vemos (y son las esenciales)

Cuenta una conocida leyenda china que un hilo rojo invisible conecta a todas aquellas personas que están predestinadas a encontrarse y a estar juntas, a pesar del tiempo, del lugar y de las circunstancias que la vida les depara a cada vuelta del camino. El hilo existe independiente del momento de las vidas de las personas que vayan a conocerse. No puede romperse en ningún caso, aunque a veces pueda estar más o menos tenso. Es una muestra del vínculo que existe entre ellas. Leer más

Reunión liderazgo

Una breve reunión que me enseñó mucho sobre liderazgo

Detectar, reconocer y actuar. Así de simple. En eso consiste mi forma de gestionar el equipo. Si quiere desglosarlo en tareas pues ponga primero detectar, segundo reconocer y tercero actuar. Y, por cierto, precisamente esa es la clave del éxito: hacerlo en ese orden. Por mi parte poco más le puedo decir. Tras un breve silencio, se levantó de la silla y me ofreció cortesmente su mano para estrecharla, casi a la vez que me deseaba un buen día.

Algo aturdido, sintiéndome un poco incómodo con la situación que había vivido en el despacho que acababa de abandonar, quise dirigirme directamente a la calle pero recordé que había quedado de saludar al amigo que me había conseguido la entrevista con el Gerente. Leer más

Prisa

Los profesionales de la prisa

“Hoy no tengo tiempo para almorzar, tráigame directamente la cuenta”, dijo Groucho Marx dirigiéndose al camarero que se había acercado a atenderle.

Esta frase del genial Groucho encaja muy bien con un perfil de profesionales que se desenvuelven en un mundo lleno de prisas, agobios y urgencias en el que, según ellos, su presencia es requerida continuamente y, si algún día nos faltase, todo se iría al garete. Al menos eso piensan ellos. Y como nos convertimos en lo que pensamos, se han transformado en una especie de pollos sin cabeza que se mueven continuamente de un lado hacia otro. Con rapidez, eso sí, pero sin orientación. Tienen reloj y lo miran continuamente. Pero les falta brújula. Leer más

Miedo equipos

3 herramientas para gestionar el miedo en los equipos

No hay especie más miedosa que la humana. Como dice José Antonio Marina en su libro “Anatomía del miedo”, vivimos entre el recuerdo y la imaginación, entre fantasmas del pasado y fantasmas del futuro, reavivando peligros viejos e inventando amenazas nuevas, confundiendo realidad e irrealidad. Es decir, hechos un lío. Para colmo de males, no nos basta con sentir temor, sino que reflexionamos sobre el temor sentido, con lo que acabamos teniendo miedo al miedo.

Es una de las emociones más poderosas y, aunque es individual, es altamente contagiosa por lo que se acaba trasladando a las relaciones sociales. En mayor o menor medida, está presente en todos los ámbitos y organizaciones.

Leer más

Cómo es el líder

¿Cómo es el líder de los equipos de alto rendimiento?

En un reciente artículo publicado en El País, Jorge Valdano definía de la siguiente manera una de las aportaciones que Johann Cruyff dejó al fútbol: Convicción. Una idea que transmitía sin fanatismo pero sin fisuras. La valentía para desafiar nada menos que una cultura y para hacer apuestas de alto riesgo en un entorno que le tenía miedo al talento.

Reconocido como uno de los grandes líderes, tanto como jugador como entrenador, fue capaz de construir ya no un equipo de alto rendimiento sino un modelo para generarlos. Una vez más, del mundo del deporte podemos extraer grandes enseñanzas para adaptarlas e incorporarlas a la dirección de personas en nuestras organizaciones.

Se estima que tan solo entre un 6% y 8% de los equipos llegan a alcanzar los más altos niveles de exigencia. Aquellos que lo alcanzan son los considerados de alto rendimiento. Se trata de colectivos que conforman sistemas con objetivos muy vinculados a la exigencia frente a los resultados. Leer más